10 consejos contra la retención de líquidos

Cansancio, pesadez en las piernas, hinchazón, decaimiento… A muchas personas las fiestas y vacaciones navideñas nos han dejado estas secuelas. Todos esto es síntoma de la retención excesiva de líquidos que acompaña a muchas personas, sobre todo mujeres, en ciertas épocas del año. Si sufres este problema no dejes de leer este post, porque en él os daremos algunos sencillos consejos para drenar y eliminar el exceso de líquidos acumulados en el cuerpo.

Alimentos antioxidantes
Alimentos antioxidantes

La retención excesiva de líquidos es un problema multifactorial y que por lo tanto puede tener detrás una o varias causas. Algunas de ellas son el sedentarismo, unos hábitos alimenticios inadecuados, el pasar muchas horas de pie o sentado, los cambios hormonales, la celulitis o una hidratación inadecuada. Cuando este problema acecha nos sentimos cansados, las piernas y la cintura están hinchadas y sentimos pesadez en las piernas e incluso dolor. Para evitar todo esto y drenar mejor esos líquidos os damos algunos consejos:

10 Consejos para evitar la retención de líquidos

1. Hidrátate: Bebe unos dos litros de agua cada día. Si sufres retención de líquidos esto te ayudará a drenar y eliminarlos mejor. Las infusiones también son una buena opción para hidratarse. Eso sí, evita los zumos y otras bebidas azucaradas.

2. Muévete: La falta de ejercicio es una causa directa de retención de líquidos. Moverte y practicar algún deporte hará que tus músculos “empujen” esos líquidos hacia afuera a través del sistema linfático, a la vez que también consumes grasa y eliminas agua y toxinas a través del sudor. Además la sensación de bienestar posterior te hará sentir mucho más ligero y activo. En definitiva, una forma eficaz de desintoxicar tu cuerpo.

3. Menos sal y menos azúcar: Estas dos sustancias, cuando se encuentran en exceso en nuestro cuerpo, arrastran agua hacia dentro por el proceso de ósmosis, dificultando su eliminación. Revisa bien la etiqueta de cada producto que compras ya que éstos son ingredientes que están por todas partes. Si estás pensando en eliminar líquidos, no dejes que las comidas saladas y los postres arruinen tu objetivo.

4. Mucha fruta y verdura: Llena tu despensa de verduras y frutas frescas. Contienen agua y electrolitos que ayudarán a equilibrar tu medio interno. Además te aportarán vitaminas, minerales y antioxidantes.

5. Fuera tóxicos: Evita a toda costa los alimentos industriales con muchos ingredientes ya que suelen estar cargados de sal, azúcar, grasas trans y otros aditivos que obstaculizarán la eliminación de líquidos por parte de tus riñones. El tabaco, el café o el alcohol también entran en esta categoría. Lee la etiqueta de cada producto que compres e intenta incorporar alimentos simples y frescos a tu dieta evitando aditivos y grasas no saludables a toda costa.

6. Olvida la ropa ajustada: Si sufres retención de líquidos evita los vaqueros y prendas muy ajustadas que dificultan la circulación y vístete de forma habitual con ropa holgada. Lo notarás al final del día.

7. Masajéate: Darte un masaje en las piernas al final del día o después de entrenar o hacer deporte resultará muy beneficioso para activar la circulación y ayudar al sistema linfático a drenar líquidos. Para ello emplea algún aceite como puede ser el de romero o árnica y realiza movimientos ascendentes presionando tus piernas con la yema de los dedos. Si tienes varices ten cuidado de no presionarlas.

8. Toma té e infusiones: El té, la cola de caballo, el hinojo, el diente de león o el boldo son algunas de las infusiones más empleadas como diuréticos. Si sufres retención de líquidos puedes tomar varias tazas al día. Eso sí, no olvides que a mayores necesitarás tomar agua para rehidratarte en condiciones.

9. Descansa: Un buen descanso es fundamental para que nuestro cuerpo trabaje eliminando el exceso de líquido, sobre todo cuando se concentra en los miembros inferiores. Intenta dormir bien y durante un mínimo de siete horas. Descansar un rato con las piernas en alto o dar un pequeño paseo en medio si tu trabajo te obliga a estar muchas horas sentado también te vendrá bien para ello.

10. Toma vitaminas: La retención de líquidos puede estar relacionada con la carencia de ciertas vitaminas y oligoelementos como el calcio, el magnesio, los ácidos grasos omega-3 o las vitaminas D, B1, B5 y B6. Asegúrate de incorporarlas a tu dieta y si el exceso de líquidos es de verdad un problema constante plantéate incorporar algún suplemento vitamínico junto con un diurético natural. Eso sí, no olvides hidratarte bien y consultar con un profesional médico.

Photo from: https://es.pinterest.com/pin/259942209719518618/

Dejar un comentario

Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados